+menu -


¿Sabías que el teléfono móvil, el inalámbrico de casa y el WiFi te están enfermando? Barrie Trower

torres microondas Los que seais asiduos lectores de este blog habréis observado que en los últimos meses publico muy poquitas cosas, concretamente desde agosto del 2013 que fue cuando mi vida profesional dio un giro. Después de pasar casi una quincena de años de mi vida trabajando para una gran multinacional del sector de las telecomunicaciones decidí que había llegado el momento de parar y replantear mi vida. Había varias razones para ello, la más importante era que mi esencia de ser humano no me permitía seguir allí, el resto de razones también eran importantes pero menos que la fundamental. En estos últimos años prácticamente ya queda poca gente que no considere que el sistema implantado por el ser humano no le defiende ni quiere lo mejor para él. Hace años había poca gente que lo sabía, eran tratados como gente rara, conspiranoicos los llamaban, pero ahora mismo como digo, esas conspiraciones han resultado tan reales que se han normalizado en el día a día. Se pasó de cuestionar que Estados Unidos pudiera querer invadir un país solamente por quedarse con los recursos del mismo, a considerarlo ya como algo normal. Sin ir más lejos el otro día echaban en la televisión pública española un documental de Oliver Stone donde se hablaba del 11S y se mostraba un documento elaborado hacía pocos años antes del atentado donde se hablaba de la necesidad de ese suceso para posibilitar la expansión del podería norteamericano. Un documento que había sido considerado desde hacía años como algo totalmente conspiranoico debido a las implicaciones que conllevaba (el propio sistema norteamericano necesita que se produzca un gran atentado en su territorio donde perezcan seres humanos) en 2013 ya aparece en una televisión pública como algo normal. Pues bien, una vez que nos hemos dado cuenta de que el sistema actual no defiende a los seres humanos, el siguiente paso es darse cuenta de que prácticamente todos estamos colaborando en ese sistema, como digo, anti ser humano. Como suelo decir amenudo, no soy antisistema, se necesita un sistema para poder convivir los seres humanos, pero uno que respete y esté centrado en el ser humano, no en otros intereses como sucede con el de ahora. Una vez que descubres que eres instrumento del sistema, en mayor o menor medida, hay algo dentro de ti al que le cuesta seguir haciendo lo mismo. Mi opinión personal es que si sigues haciéndolo acabas enfermando, porque no puedes hacer algo que vaya en contra de tu esencia como ser humano. En mi caso, el descubrimiento de que las radiaciones de microondas son altamente nocivas y generadoras de enfermedades fue algo que precipitó mi salida de esa gran corporación, ya que una de mis funciones eran implantar sistemas y redes basadas en microondas, como son la telefonía móvil y el WiFi. Una vez que me enteré de los efectos adversos de esta tecnología y la innumerable lista de enfermedades asociadas, enfermedades conocidas desde hace al menos una década y documentadas por renombrados científicos de todo el mundo sentí como había sido instrumento del sistema anterior y decidí no seguir siendolo. Por supuesto, una vez que desenmascaras la manipulación en la que has estado colaborando y decides dejarla, aparecen ideas y emociones que intentan evitar que te desvincules con el plan del sistema. Ese tipo de ideas generan emociones negativas, la más importante es miedo. Surge el pensamiento que está introducido desde la base de nuestra “educación” desde pequeños; ¿qué vas a hacer cuándo seas mayor?¿de qué vas a vivir?, si no encuentras trabajo te vas a morir de hambre, ¿a qué te vas a dedicar?… y toda esa serie de frases que te sacan del momento presente y te llevan a un futuro incierto, inseguro, donde tú no pintas nada y lo que debes hacer es aceptar lo que el sistema propone por tu bien. Afortunadamente, una vez desenmascarado el sistema y sabiendo que no busca tu bien, es más fácil tomar la responsabilidad sobre tu vida y tus actos, y no dejar que sean los demás quienes lo hagan. Como diría Gandhi, este camino es un camino largo pero seguro. El camino que ofrece el sistema actual es uno fácil, recto y que lleva a donde crees que quieres ir, pero la pregunta es ¿a dónde quieres ir? Y esa pregunta es una pregunta personal e individual, y la respuesta también lo es. Hay un ejercicio que escuché en una terapia en la que el terapeuta te dice que te imagines que vas al médico y te dice que tienes cáncer, y acto seguido te preguntan, ¿estás haciendo en tu vida lo que quieres? La mayor parte de las respuestas son no.

Pues amigos y amigas, amigas y amigos, os presento un documento que hace temblar la idea que tenemos actualmente sobre los sistemas de comunicación en la banda de microondas, oséase, el teléfono móvil de uso diario, el teléfono inalámbrico de casa, el WiFi para conectarnos a Internet y otros sistemas menos usados (Bluetooth, teclados inlámbricos, ratones inlámbricos, sensores de alarmas de seguridad,…). Simplemente deciros que estos sistemas no son aptos para niños ni jóvenes hasta los 21 años, ya que están afectando al desarrollo normal de sus órganos. De entre los muchos efectos adversos conocidos desde hace años y comprobados científicamente por centenares e incluso miles de investigaciones, para mí el más dañino es el de que este tipo de radiaciones inhiben las segregación de melatonina por parte del cuerpo por las noches. Como sabéis la melatonia permite que nuestras células se puedan regenerar, algo que sucede por la noche al dormir, y el hecho de no segregarla hace que tardemos más en curar o que no curemos, aparte de que nuestro cuerpo envejezca más rápido. Aparte, podríamos hablar de el desarrollo de Leucemias en niños, los cánceres ylos tumores cerebrales asociados a estas radiaciones, y documentados también por científicos a nivel internacional. Lo más grave del hecho: ésto se conoce por los gobiernos al menos desde los años 60. No te lo puedes creer; yo tampoco me lo creía hasta que vi la innumerable lista de científicos y médicos a escala mundial que lo han documentado desde hace años. La pregunta es, ¿por qué no lo sabemos? Porque la industria de las telecomunicaciones es tan poderosa, según parece mayor todavía que las farmaceúticas, que ha podido sacar al mercado esta tecnología a pesar de que están ampliamente estudiados y probados los efectos nocivos, sobretodo para los niños. Y logicamente, esa industria posee seres humanos que son instrumentos ejecutores de esta tecnología, como lo he sid yo en los últimos quince años, seres humanos que no escuchan a su esencia y que por lo tanto son fácilmente manipulables por intereses económicos y por el miedo a perder un mísero salario.

Os dejo con un documento sumamente importante, una declaración del ex agente del servicio inglés de inteligencia, Barrie Trower, experto en microondas, donde testifica ante un juez con un documento jurado en el que cuenta la historia de las microondas y los efectos perjuduciales para la salud, haciendo referencia a centenares de estudios existentes que ratifican sus argumentos.  Mi consejo personal: proteger sobretodo a los niños de los móviles, inalambricos y el WiFi, ya que están completamente indefensos como podréis leer en la declaración jurada. Quitar el WiFi de casa y poner dispositivos PLC (permiten comunicar el router WIFI y los ordenador por la red eléctrica de vuestra casa), quitar los teléfonos inalámbricos y poner teléfonos fijos tradicionales, no dejar bajo ningún concepto un teléfono móvil a un niño e incluso mantenerlo a ser posible fuera de casa la mayor parte del tiempo e incluso no usarlo dentro del coche (preferiblemente apagarlo en el trayecto, se produce una jaula de Faraday que amplifica la radiación). No pegarse el móvil a la oreja (incluso lo dice la guía de usuario de los teléfonos en letras pequeñas), usar manos libres a ser posible.

Os dejo el documento traducido a español por mí, no existe en internet, me ha llevado unos cuantos meses. También os dejo el documento original en inglés:

– En Español:

Declaración de Barrie Trower

– In English:

Barrie Trower Declaration

También os dejo otro documento, que aunque puede que os abrume tanta información, creo que la importancia del tema lo requiere. Es una presentación de la Doctora canadiense Magda Havas, sobre los efectos adversos para la salud del WiFi, en una presentación fácilmente entendible por cualquiera, y está en español:

WiFi en colegios, por Magda Havas

Por favor, ya sé que es difícil, pero no os dejéis llevar por la desesperanza ni por el miedo, pensar en los años en que se sabía que el Amianto era cancerígeno y todavía no estaba prohibido, tuvieron que pasar años hasta que se prohibió, y desgraciadamente perderse también muchas vidas. No os pido que reenviéis esta información a loco, más bien que la leáis y si creéis que tiene relevancia se lo contéis a las personas más cercanas, proponiéndo también las soluciones que os he recomendado. De esta forma lograremos salvar vidas y mejorar la vida de los demás, además de la nuestra. Es cuestión de tiempo que se prohíban este tipo de comunicaciones en la banda de microondas. Según parece, la OMS no va a dar ningún resultado sobre los estudios que está realizando sobre los efectos de las micrrondas en las personas hasta el año 2015, momento en el que podrían prohibirse debido a los catastróficos resultados que ofrecerán los informes.

Un abrazo.

Mr D.

 

Anexo acerca de las armas que utilizan microondas:

No puedo evitar seguir aportando información sobre la tecnología de microondas, en este caso las armas de microondas que se están desarrollando, para que veáis que no se trata de un juego ni una fantasía.

Las dos siguientes fotos pertenecen a vehículos militares americanos probando el arma de microondas al que llaman “Pain Ray”, esto es “Rayo Doloroso”, en Afghanistan. Al parecer, el dispositivo pertecene al programa Active Denial System (ADS), y funciona emitiendo una señal de microondas en la frecuencia de 60 GHz sobre un objetivo (persona). El rayo produce en la persona una sensación de calor terrible, como si se estuviera quemando. (Se puede corroborar la información en la siguiente noticia publicada por el periódico dailymail).

arma microondas 1

 arma microondas 2

Viendo esta información nos podemos imaginar que los ejércitos poseen este tipo de tecnología más o menos oculta al público, pero indagando un poco podemos ver cómo no sólo la usan los militares, fijaros en la siguente noticia aparecida hace poco en España:

“España aumenta el presupuesto de la Policía para combatir las protestas (15-07-2013)

España aumenta su presupuesto ligado a la compra de ‘Material Antidisturbios y Equipamientos Específicos de Protección y Defensa’ en más de 18 veces entre los años 2012 y 2013.

…Entre otros articulos la Policía española será abastecida de chalecos antibalas, gases lacrimógenos, porras, escudos y pelotas de goma. Pero también se planea incorporar armamento utilizado en conflictos bélicos. En concreto, se habla de fusiles láser (que provocan ceguera transitoria o definitiva), cañones de sonido (probados en protestas en EE.UU. y que generan vértigo y náuseas en la persona) y cañones de microondas que provocan quemaduras y dolor…”  (Noticia completa).

arma microondas 3
Y no queda ahí la cosa, parece ser que los servicios secretos han podido utilizar estar tecnología de microondas pero quien lo ha denunciado ha quedado como un conspiranoico o como alguien con mucha imaginación. Fijáos en esta noticia del año 2009, cuando se produjo el golpe de estado en Honduras y el presidente depuesto, Manuel Celaya, se refugió en la embajada de Brasil:

Esposa de Zelaya denuncia aumento de presión contra embajada de Brasil

Castro, quien acompaña a Zelaya en la embajada junto a medio centenar de personas -familiares, colaboradores y periodistas- reiteró la denuncia de su esposo sobre un aumento del “hostigamiento” con la instalación de rampas desde donde francotiradores apuntan contra el edificio, informó AFP:

La esposa de Zelaya precisó que a ello se suma el “bombardeo electrónico con microondas” …” (Noticia completa)

 

Y para finalizar, mirad lo que le dijo a la policía el hombre que mató a doce personas el pasado mes de septiembre del 2013 en una base militar de Washington en los Estados Unidos, unos días antes de realizar la masacre:

Revelan detalles sobre hombre que mató a 12 en EU

… El pasado 7 de agosto, Alexis llamó a la policía de Rhode Island para decir que escuchaba voces que salían de las paredes de su cuarto de hotel, y que esas voces estaban emitiendo señales de vibraciones en su cuerpo utilizando máquinas de microondas ” (Noticia completa)

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
 

One Response to ¿Sabías que el teléfono móvil, el inalámbrico de casa y el WiFi te están enfermando? Barrie Trower

  1. Pingback:Mr D | “Mi móvil, mi WiFi, y mis microondas” – 280714 – El Subjetivo


Email
Print