+menu -


El timo de los planes de pensiones

ahorros bancos

Voy a tratar en esta entrada el tema de los fondos de pensiones, por supuesto a un nivel no muy técnico, ya que no soy un experto, pero sí aclarando algunas cuestiones muy básicas y dando mi opinión personal. Como sabéis, un fondo de pensión es un producto financiero en el cual tú vas metiendo dinero a lo largo de los años, ése dinero tiene una desgravación de cara la hacienda pública, y el plan te va generando intereses dependiendo de cómo el gestor del plan haya efectuado la inversión de tu dinero. Una vez que has creado el fondo es muy difícil recuperar el dinero, ya que está pensado en utilizar ese dinero para la jubilación de la persona una vez finalizada su vida laboral. Incluso ante una situación de extremada crisis como la actual, en España se han ido endureciendo las condiciones para poder recuperar (rescartar) un plan de pensiones, siendo actualmente las siguientes:

  • Invalidez del titular: Si el titular sufre alguna invalidez total y permanente que le impide seguir desarrollando su profesión habitual o para cualquier otro tipo de trabajo puede rescatar el plan de pensiones. Siempre hay que justificar con antelación esta invalidez a través de un tribunal médico.
  • Muerte del titular: En caso de muerte del titular los herederos pueden rescatar sin impedimentos el plan de pensiones.
  • Enfermedad grave: En estos casos es necesaria una acreditación de sufrir la enfermedad mediante informes médicos. También se puede acceder al dinero del plan de pensiones si es el cónyuge o algún ascendiente o descendiente que sea dependiente de nosotros. Esta situación debe estar contemplada en el plan de pensiones al contratarlo para que en el futuro se pueda rescatar por esta circunstancia.
  • Dependencia severa o gran dependencia: Al igual que en el caso anterior, es obligatorio acreditar tanto la situación como el grado de dependencia de la persona, que debe ser dependencia severa o gran dependencia para poder rescatar el plan de pensiones.
  • Desempleo de larga duración: Para poder rescatar el plan de pensiones por desempleo se deben dar las siguientes condiciones:
  1. Estar en el paro más de 12 meses seguidos.
  2. No tener derecho o haber agotado las prestaciones por desempleo.
  3. Estar inscrito como demandante de empleo en el sistema público de empleo.
  4. Los trabajadores autónomos pueden rescatar su plan de pensiones si están inscritos como demandantes de empleo durante los 12 meses anteriores sin interrupción.

Por supuesto que a las anteriores condiciones habría que añadir la propia situación de jubilación. Pero claro, una vez que rescatas el plan, la hacienda pública cae sobre ti y te mete el varapalo de todos los impuestos que te has ahorrado en todo el periodo, en concreto el Impuesto de la Renta (IRPF). Incluso puede darse el caso que el IRPF haya subido respecto a los años anteriores, por lo que entonces se produce una pérdida mayor. Pero bueno,  podréis decir, seguro que la rentabilidad (los intereses obtenidos en el periodo de tiempo del plan) ha sido suficiente como para justificar este tipo de inversión. Pues la cosa  como veréis no está nada clara, las rentabilidad media de los planes de pensiones en los últimos 10 años ha sido del 2,8 %, sí, sí, EN 10 AÑOS!! Si tenemos en cuenta que la rentabilidad de los bonos del estado a diez años (la asociada a la famosa prima de riesgo) es de alrededor el 4,15 % y que la del IBEX-35 de la bolsa fue del 7,86 % (aunque yo desaconsejo totalmente  invertir en bolsa, conozco amigos muy expertos en este tema y me comentan que las grandes firmas que realmente ganan utilizan programas de ordenador que trabajan muy rápido comprando y vendiendo, por lo que los pequeños no pueden competir con ellos). Esta baja rentabilidad, según dicen los expertos, es debido a las elevadas comisiones que cobran los gestores de los fondos, ya que al mover el dinero de un lugar para otro se van generando comisiones que van bajando la rentabilidad.

Algo importante a tener en cuenta es que cuando tú vas al banco a contratar un plan de pensiones, el banco tiene un gestor de ese plan de pensiones, no lo gestiona el propio banco. Es decir, que si se produce una quiebra de la gestora del plan, adiós al dinerito, ya que no es como un depósito del banco que está cubierto por el FGD (Fondo de Garantía de Depósitos), hasta los 100.000 euros, por cierto. Otra cosa importante es que al contratar el plan de pensiones se puede invertir tanto en renta fija como en renta variable. Como sabéis, la renta variable puede dar mayor rentabilidad pero también con mayor riesgo, por el contrario la renta fija da menor rentabilidad a un riesgo mucho menor. Se puede contratar un plan mixto con porcentajes en renta fija y variable o bien directamente uno de renta fija. Sea como sea, como hemos visto en los rendimientos medios en los últimos 10 años, parece que la rentabilidad no ha sido muy buena.

Debido a la reforma que se ha hecho de las pensiones en España, y de la gran incertidumbre que se ha promovido en los últimos años acerca de la poca viabilidad de las pensiones públicas en los próximos años, cada vez más gente se plantea invertir en planes de pensiones complementarios. La cuestión es, si no nos hubieran metido este miedo en el cuerpo, ¿merecería la pena invertir en ello? La respuesta parece bastante clara, NO. Yo no daría mi dinero ahorrado a un banco, que a su vez se lo da a un gestor, que va a mover ese dinero por el mercado sin saber yo exactamente en dónde (salvo que sea todo en renta fija, que está todo más claro), y que debido a las comisiones acumuladas van a hacer bajar el rendimiento de mi dinero respecto a otra inversión. Además, una vez que doy ese dinero o que voy metiendo más, me será muy difícil recuperarlo si quiero hacerlo antes de la jubilación. Y una vez que me jubile, todo el dinero ahorrado en impuestos me lo van a cargar en ese momento, con el riesgo de pagar más porque hayan subido los impuestos, el IRPF, básicamente. Ahora bien, el truco aquí lo veo yo en que hasta ahora (ignoro si con la crisis ésto ya no será tan habitual como antes) las empresas, al contratar a una persona, incluía un plan de pensiones como beneficio social, en donde la propia empresa aportaba mensualmente una cantidad a ese plan. El empleado tenía la opción de no contratarlo, pero claro, pocos no lo hacían ya que en ese caso el empleado perdía esa aportación de la empresa. En este caso sí tiene sentido un plan de pensiones, porque es prácticamente un regalo de la empresa, bueno, realmente una forma de pagarte, a parte del sueldo (normalmente las empresas no regalan nada…jeje). Pero en el caso de que yo disponga de un dinero ahorrado, o que tenga capacidad para ahorrar, no tiene mucho sentido contratar un plan de pensiones, según mi modesta opinión y con los datos que he aportado.

Vemos la similitud que existe con el producto de las preferentes, aunque parezca que no tengan nada que ver en principio. La característica que tienen en común es que hay “entidades financieras” que necesitan el dinero de la gente para “moverlo”, y que cuanto más tiempo dispongan de él mejor. En el caso de las preferentes, ese dinero es de por vida, en algunos casos la vida del inversor y en otros la vida de la tierra, es decir, inversión eterna. En el caso de los planes de pensiones, se quedan el dinero hasta que te jubiles, y claro, como cada vez se aumenta más la edad de jubilación más tiempo tienen para disponer de él.

Un abrazo.

Mr D.

Referencias:
- http://dinaru.com/blog/recuperar-dinero-plan-pensiones/
- http://www.publico.es/dinero/458013/las-pensiones-un-planazo-para-bancos-y-aseguradoras
- http://platonseguros.blogspot.com.es/2013/11/2013-renta-fija-en-mis-planes-de.html

 

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
 

Email
Print