• Category Archives Salud
  • Posible explicación del contenido de las estelas químicas (chemtrails, geoingeniería): Cenizas volantes de carbón

    A U.S. Senate spending panel wants the Department of Energy to study ways of increasing the amount of sunlight reflected from Earth, in order to combat global warming.

    Ésta es una de las explicaciones más plausibles que he visto sobre cuál podría ser el material del que estarían compuestas las estelas químicas. A pesar de haber sabido de la existencia de estas estelas químicas allá por el 2005, es un tema sobre el cual hay mucho secretismo y considerado conspiración total por parte de todo el sistema, por lo que pasados los años nos preguntámos cómo es posible que se siga sin reconocer ésto públicamente al gran público. Se ha reconocido en varias ocasiones que existe la geoingeniería, palabra que sustituye a las estelas químicas conspiranoicas, como podemos ver en esta noticia del periódico oficialista The Independent,

    Debido al fracaso de París, los académicos dicen que la única posibilidad del mundo de salvarse del calentamiento global desenfrenado es un impulso gigante hacia tecnologías de geoingeniería controvertidas y en gran parte no probadas que buscan enfriar el planeta manipulando el sistema climático de la Tierra.

    COP21: el acuerdo de París es demasiado débil para evitar un cambio climático devastador, advierten los académicos

    Es decir, que si por casualidad una persona logra llegar a los grandes altavoces del sistema, los medios de comunicación generalistas, y llevar el mensaje de las estelas químicas con un discurso coherente, se le podrá contrarrestrar argumentando que se está haciendo para luchar contra el calentamiento global (¿o a estas alturas deberíamos hablar de calentamiento «hueval»?)

    Vaya, que al lector le parencen referencias demasiado débiles para sacarle de la idea de que ésto sea una conspiración de malos malísimos sacada de una película de ciencia ficción, pues entonces sacie su apetito oficialista con ésta otra noticia nada más y nada menos que de la revista Science, de Enero del 2020,

    La investigación en geoingeniería de EE. UU. Obtiene un impulso con $ 4 millones del Congreso

    Los estudios explorarán enfoques controvertidos de enfriamiento

    https://www.science.org/news/2020/01/us-geoengineering-research-gets-lift-4-million-congress

    Y atención a esta otra noticia, de Enero del 2017, retirada de la misma revista anterior, donde ya no es posible encontrarla pero que aparece referenciada en Reddit,

    U.S. should pursue controversial geoengineering research, federal scientists say for first time – «Geoengineering is discussed in just two paragraphs of the 119-page plan, which aims to set out a research roadmap through 2021.»

    Estados Unidos debería llevar a cabo una controvertida investigación en geoingeniería, dicen científicos federales por primera vez: «La geoingeniería se discute en solo dos párrafos del plan de 119 páginas, que tiene como objetivo establecer una hoja de ruta de investigación hasta 2021«.

    https://www.reddit.com/r/Futurology/comments/5mxttp/us_should_pursue_controversial_geoengineering/

    Sin ya preocuparme si el lector ha satisfecho su necesidad de noticias oficialistas, cito esta otra noticia del también oficialista y globalista Foro Económico Mundial de Enero del 2017, donde se menciona utilizar materiales similares a los expulsados por los volcanes en erupción, dióxido de azufre, así como «hollín», lo que daría más peso a la explicación de que se estén utilizando cenizas de carbón en las fumigaciones masivas.

    El proceso que ha recibido más atención se inspira en la naturaleza. Cuando el Monte Pinatubo entró en erupción en el año 1991, unos 15 millones de toneladas de dióxido de azufre fueron bombeados a la estratosfera, mismos que reaccionando con el agua formaron una capa de niebla que se extendió a lo largo de todo el planeta. Al dispersar y absorber la luz solar entrante, la neblina enfrió la superficie de la Tierra durante casi dos años. Podríamos imitar este efecto a través de la inserción estratosférica de aerosoles – en esencia, mediante el lanzamiento de materiales parecidos al dióxido de azufre u hollín a la estratosfera.

    Aplicación de la geoingeniería al cambio climático

    O sea que, hollín, veamos lo que dice acerca del hollín el Instituto Nacional del Cáncer de España,

    ¿Qué es el hollín?

    El hollín es un subproducto de la combustión incompleta de materiales orgánicos (es decir, que contienen carbono) como madera, aceite combustible, plásticos y desechos de los hogares. El polvo fino de color negro o café puede contener una cantidad de carcinógenos como arsénico, cadmio y cromo.

    https://www.cancer.gov/espanol/cancer/causas-prevencion/riesgo/sustancias/hollin

    Uy, parece que no es bueno para la salud pero el calentamiento global parece ser que está por encima de la salud de las personas.

    Finalmente, os dejo ya con la noticia a la que hace referencia el título de esta entrada, traducida al español.

    Un abrazo.

    Mr D.

    ——————————————————————————————————————-

    24 de julio de 2017

    Por Peter A. Kirby

    El eminente científico James Marvin Herndon afirma que las estelas químicas que con tanta frecuencia se ven contaminando nuestros cielos y ensuciando nuestra biosfera consisten en cenizas volantes de carbón. Desde junio de 2015, el Dr. Herndon ha publicado ocho artículos en revistas científicas que exponen los experimentos de geoingeniería descontrolados y actualmente en curso que tienen lugar a diario sobre nuestras cabezas. En el curso de sus investigaciones, descubrió que las firmas químicas del aerosol de estelas químicas y las cenizas volantes de carbón son indistinguibles.

    Este artículo toma la tesis de Herndon y la sigue. En un intento de aclarar e iluminar, este artículo analiza el trabajo anti-geoingeniería de Herndon, las propiedades físicas de las cenizas volantes de carbón y la posible utilización de las mismas como parte del mayor esfuerzo científico de la historia. Este artículo examina las potencialidades de las cenizas volantes de carbón como rociadores de estelas químicas comunes del Proyecto New Manhattan y encuentra muchas nuevas y ricas vías de investigación.

    Si no está familiarizado con el Proyecto New Manhattan (NMP), lea el libro del autor Chemtrails Exposed: A New Manhattan Project.

    El investigador y activista Patrick Roddie, la autora Elana Freeland, el presentador de radio Clyde Lewis, su autor Peter Kirby y otros hablarán en el Foro de Concienciación sobre Geoingeniería / Chemtrails que se llevará a cabo en el Auditorio Koret de la Biblioteca Principal de San Francisco este sábado 29 de julio a partir de las 10 De: 00 a. M. A 5:30 p. M. Aunque las donaciones son bienvenidas, la entrada es GRATUITA. Para obtener más información, visite geoengineeringforum-sf.com .

    Poniéndonos al día con J. Marvin Herndon

    J. Marvin Herndon es un científico interdisciplinario estadounidense. Obtuvo su licenciatura en física en 1970 de la Universidad de California en San Diego (UCSD) y su doctorado en química nuclear en 1974 de la Universidad de Texas A&M. Ha trabajado extensamente con científicos famosos como el geoquímico Hans Suess y el químico físico del Proyecto Manhattan Harold Urey. Marvin es un ciudadano políticamente activo muy conocido y respetado.

    J. Marvin Herndon

    Aunque ha escrito una gran cantidad de artículos en revistas científicas a lo largo de su carrera de varias décadas, su primer artículo publicado en contra de la geoingeniería apareció en la edición de junio de 2015 de Current Science . Es el primer artículo publicado en una revista de geoingeniería anti-SRM. Se titula «Envenenamiento por aluminio de la humanidad y la biota de la Tierra por actividad de geoingeniería clandestina: implicaciones para la India». Más tarde, ese mismo año, publicó otro artículo contra la geoingeniería en la Revista Internacional de Investigación Ambiental y Salud Pública . A principios de 2016, nos dio otro; esta vez publicado en el Indian Journal of Scientific Research and Technology . A mediados de 2016, publicó otro artículo en Frontiers in Public Health ; seguido de otro en el Journal of Agricultural Science . A continuación, en la sección «Notas» de este artículo, se puede consultar una bibliografía completa de los artículos de revistas anti-geoingeniería de Herndon.

    Con el comienzo de 2017, Herndon solo ha mejorado su juego. LOS TRES ARTÍCULOS DE REVISTA ANTIGEOENGENIERÍA QUE HERNDON HA PUBLICADO EN 2017 SON REVISADOS POR PARES. J. Marvin Herndon está aquí para devastar al enemigo. No hagas fallos sobre eso. Sugiero que nos subamos todos al mismo tren. Contamos con un director de orquesta de clase mundial. Los tres artículos de 2017 se han publicado en Journal of Geography, Environment and Earth Science International .

    Verá, cuando un artículo es revisado por pares, eso significa que está respaldado por pares. Eso significa que también se podría poner los nombres de los revisores en lugar del autor. Los revisores pares están verificando el trabajo de su colega. Esto significa que ya no se trata solo del viejo J. Marvin disparando. A medida que ha pasado el tiempo, se han ido uniendo más a él. Saben que el establishment científico se enfrenta a ellos, pero de todos modos están arriesgando sus carreras. ¡Son Espartaco! Esto es enorme.

    A lo largo de los artículos contra la geoingeniería de Herndon, uno encuentra una oposición acérrima y muchas afirmaciones audaces. La exploración de todo su trabajo vital anti-geoingeniería requeriría otro artículo (más largo) por completo. Nos ocupamos aquí de su hipótesis de las cenizas volantes de carbón porque esta hipótesis se puede utilizar de manera más eficaz para producir nuevas vías de investigación. Sin embargo, de particular interés para nuestro movimiento, en varios artículos, Herndon nos brinda una palabra definitiva sobre el debate entre las estelas químicas y las estelas de condensación. Y se dice que las estelas de condensación no persisten. Las estelas químicas lo hacen. Utilice su información para derrotar a los trolls cuando afirmen lo contrario, como suele hacer.

    Cenizas volátiles de carbón

    as cenizas volantes de carbón son las que se elevan cuando el carbón se quema. Es un subproducto de las centrales eléctricas de carbón. En la actualidad, en Estados Unidos hay un suministro vasto, económico y fácilmente disponible de cenizas volantes de carbón. Esto se debe a que, desde la aprobación de la Ley de Protección Ambiental de 1976, el gobierno federal de los Estados Unidos ha ordenado que todas las cenizas volantes de carbón se eliminen por completo de las chimeneas de todas las centrales eléctricas de carbón de los Estados Unidos.

    Sin embargo, las centrales eléctricas capturaban cenizas volantes de carbón desde mucho antes de 1976. Históricamente, a la gente no le ha gustado tener que respirar grandes cantidades de la sustancia, por lo que han pedido a la industria y al gobierno que intervengan y por la gracia de Dios la ceniza ha sido secuestrada; primero por medios mecánicos y luego por métodos electrostáticos.

    Es interesante notar que cuando se secuestran las cenizas volantes de carbón de hoy, ocurre un mini Proyecto Nuevo Manhattan. Las cenizas volantes de carbón de hoy se eliminan del sistema de escape de una planta de energía utilizando algo llamado precipitador electrostático. Estos precipitadores electrostáticos recolectan cenizas volantes primero cargando eléctricamente las partículas de ceniza en el aire y luego atrayéndolas a placas con carga opuesta donde luego se retiran las cenizas. Esto es análogo a cómo, en el curso del Proyecto Nuevo Manhattan de hoy, las partículas atmosféricas se ionizan (cargan) electromagnéticamente y luego se manipulan. Este uso de energía electromagnética es el aspecto definitorio del proyecto y, curiosamente, lo vemos replicado en esta suboperación de NMP de secuestro de cenizas volantes. Quizás las personas que conocen los precipitadores electrostáticos de cenizas volantes también conocen el Proyecto New Manhattan.

    Durante miles de años, las cenizas volantes de carbón se han utilizado en los cementos. Hoy en día, las cenizas volantes de carbón se utilizan principalmente en materiales de construcción, como lechos de carreteras y cementos de alta calidad. Las cenizas volantes de carbón permiten que los materiales de construcción cementosos se sequen más rápido y se endurezcan más. Pero solo alrededor del 45% de la producción nacional actual de cenizas volantes de carbón se utiliza para estos fines. La mayor parte está enterrada como residuo tóxico, lo que supone un gran gasto para la industria energética.

    En un intento por convertir sus limones en limonada, desde 1967 se han celebrado simposios internacionales sobre la utilización de cenizas volantes. Organizaciones poderosas como: Calgary Fly Ash Research Group, Western Fly Ash Research Development and Data Center, Edison Electric Institute, Electric Power Research Institute, American Public Power Association, el Departamento del Interior y el Departamento de Energía. históricamente se han tomado muy en serio la utilización de cenizas volantes de carbón. Hoy en día, el perro más grande del espacio parece ser un grupo industrial llamado The American Coal Ash Association.

    Buscando la fuente

    Con el fin de exponer las estelas químicas y para los fines de esta investigación, supongamos que el buen doctor Herndon tiene razón. Supongamos que las estelas químicas son de hecho cenizas volantes de carbón. Realmente no es tan descabellado, ya que la evidencia sólida revisada por pares de científicos de renombre mundial respalda la idea. Si las estelas químicas son cenizas volantes de carbón, entonces probablemente las estelas químicas sean cenizas volantes de carbón derivadas de un cierto tipo de carbón. Aquí buscamos una sola fuente de carbón que se utiliza para producir las cenizas volantes de carbón del Proyecto New Manhattan.

    Es razonable suponer que el carbón que se utiliza para producir el aerosol de estelas químicas de cenizas volantes de carbón actual se deriva de una sola fuente porque el Proyecto exige que el aerosol de estelas químicas sea estandarizado. No sería ventajoso tener nubes de partículas de pulverización de estelas químicas no homogéneas. Las nubes de partículas no homogéneas de rociado de estelas químicas serían problemáticas o impracticables en el contexto del Proyecto New Manhattan porque tales ad hoc saturaciones atmosféricas complicarían enormemente las operaciones. Puede haber múltiples plantas de energía y múltiples operadores de plantas de energía que producen cenizas volantes de carbón, pero probablemente estemos buscando una sola fuente de carbón porque sería más fácil estandarizar las cenizas volantes de una sola fuente. Cuando se trata de cantidades tan masivas de ceniza, es necesario hacerlo lo más fácil posible.

    Es posible que podamos identificar la fuente de carbón haciendo coincidir las propiedades de las cenizas volantes de carbón NMP con las de una ceniza volante de carbón estandarizada conocida. La identificación de la fuente de carbón puede llevarnos a la identidad de los mineros y otras personas y organizaciones involucradas.

    Las propiedades físicas y químicas de las cenizas volantes son función de la fuente de carbón, el sistema de combustión de la central eléctrica y el sistema de recolección utilizado. El carbón puede contener impurezas como arcilla, pizarra, piedra caliza, etc. Estos materiales no se queman y aparecen químicamente como calcio, sílice, alúmina, hierro, magnesio y otros elementos en la ceniza.

    Cuadro periódico con componentes de carbón
    Tomado de «Química y mineralogía de las cenizas volantes de carbón: bases para un uso beneficioso», artículo de Barry E. Scheetz, 2004

    Ya sabemos algunas cosas sobre esta única fuente de carbón. A partir de cientos de resultados de pruebas de muestras de agua de lluvia y las muestras de aire ambiental de la Junta de Recursos del Aire de California, sabemos que este carbón y la ceniza resultante contienen bario y estroncio y tienen un alto contenido de aluminio.

    Además, sería ventajoso que las cenizas volantes resultantes de esta única fuente de carbón tuvieran ciertas otras propiedades. Por ejemplo, probablemente debería contener algo de hierro. Las propiedades magnéticas del hierro podrían ayudar con el control de partículas electromagnéticas del NMP.

    Probablemente sería una ceniza con alto contenido de calcio. Las cenizas volantes de carbón con alto contenido de calcio tienen un pH básico y científicos ambientales como Francis Mangels y otros del Departamento de Conservación de Suelos del USDA han confirmado que los suelos se están volviendo básicos.

    Entonces, la evidencia sugiere que el depósito de carbón que estamos buscando contiene altos niveles de aluminio y calcio, así como bario, estroncio y hierro.

    Entonces, ¿dónde podríamos encontrar tal carbón? Probablemente sería un gran depósito de carbón estadounidense. El Proyecto New Manhattan se ha desarrollado casi en su totalidad en Estados Unidos. Sería más fácil mantener la cobertura de este proyecto secreto y más conveniente utilizar carbón de una fuente nacional abundante en lugar de cualquier importación. Tendría que ser un gran depósito debido a las enormes cantidades de ceniza necesarias.

    Mapa de los depósitos de carbón estadounidenses

    NIST SRM 1633c y 1633a

    Para encontrar el carbón en cuestión, podemos aplicar los parámetros de nuestro carbón hipotético a las cenizas volantes de carbón estandarizadas. Desde hace muchas décadas, el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST) ha estado certificando cenizas volantes de carbón estandarizadas. El NIST probablemente ha estandarizado el aerosol de estelas químicas común de hoy en día. Aquí comparamos nuestro carbón hipotético con las cenizas volantes estandarizadas del NIST.

    https://www-s.nist.gov/srmors/viewTableH.cfm?tableid=67

    De estas cenizas volantes de carbón estandarizadas por NIST actualmente disponibles, la que más se acerca a nuestras cenizas volantes de carbón NMP hipotéticas es el Material de referencia estándar (SRM) 1633c de NIST. Esto se ha determinado comparando las proporciones promedio de aluminio con respecto al bario que se encuentran en los resultados de las pruebas de muestras de agua de lluvia estadounidenses publicados en GeoengineeringWatch.org, con las proporciones del mismo en las cenizas volantes de carbón estandarizadas del NIST. De los 31 resultados de prueba de muestra considerados, la proporción promedio de aluminio a bario es de 65 a 1. La proporción de aluminio a bario en SRM 1633c es de 121 a 1.

    Aquí solo se considera la proporción de aluminio a bario porque ahí es donde está la abundancia de datos. La mayoría de los resultados de las pruebas incluyeron aluminio y bario, mientras que los resultados de las pruebas para los otros elementos fueron mucho más escasos. Las proporciones medias producidas por la falta de conjuntos de datos tienden a ser menos representativas y, por lo tanto, menos precisas y, por lo tanto, no se incluyen aquí.

    NIST describe SRM 1633c solo como, «suministrado por una planta de energía de carbón y es el producto del carbón bituminoso del oeste de Pensilvania». Es interesante notar que el NIST señala los orígenes exactos de todas las otras cenizas volantes de SRM, como el nombre y la ubicación de la central eléctrica de donde vino y la ubicación específica del depósito de carbón, pero no incluyen dicha información para 1633c. ¿Se omite esta información para frustrar nuestra investigación?

    Una ceniza volante de carbón NIST descontinuada conocida como SRM 1633a es una combinación aún más cercana. Aunque el NIST dejó de vender SRM 1633a en 1993 (unos años antes de que comenzaran las operaciones de pulverización a gran escala), el certificado todavía está disponible en línea y la proporción de aluminio a bario en SRM 1633a es de 95 a 1; mucho más cercano a la proporción de 65 a 1 determinada previamente. Tal vez los pulverizadores de estelas químicas de hoy en día estén usando estas cenizas volantes SRM descontinuadas. El hecho de que NIST ya no lo proporcione no significa que aún no pueda estar en producción. Una vez que se hayan establecido los métodos de producción, será relativamente fácil continuar produciendo el material.

    Nuevamente, sin revelar la (s) planta (s) de energía involucradas o una fuente de carbón específica, el NIST solo dice que el 1633a descontinuado es «un producto de los carbones de Pensilvania y Virginia Occidental». La región alrededor de la frontera de Pensilvania y Virginia Occidental y hasta el oeste de Pensilvania es la región de los Apalaches del Norte y sí, se encuentran en uno de los depósitos de carbón más grandes de América del Norte. Hay varias centrales eléctricas de carbón en la zona.

    Mapa del campo de carbón de la región de los Apalaches del Norte

    Tanto el 1633c como el 1633a tienen los otros elementos anotados aquí que han estado apareciendo constantemente en los resultados de las pruebas de muestras de agua de lluvia: calcio, hierro, estroncio, etc.

    El siguiente paso lógico es que un científico de renombre como Marvin Herndon solicite una muestra de 75 g de SRM 1633c (precio NIST $ 698) y compare su firma química con la del aerosol de estelas químicas recolectado. Mejor aún, tal vez alguien pueda tener en sus manos una muestra de 1633a. También se podría hacer una comparación mediante el análisis de datos fácilmente disponibles, como el que se ha presentado aquí. Independientemente de cómo suceda, correspondería a nuestro movimiento anti-geoingeniería corroborar estos hallazgos.

    Cenizas volantes y modificación del clima

    Existe un precedente histórico para el uso de cenizas volantes de carbón en la modificación del clima y las ciencias atmosféricas. Muchos militares han afirmado que el humo de las bombas que explotan provoca precipitaciones. El meteorólogo estadounidense James Pollard Espy (‘El rey de las tormentas’) afirmó que los incendios forestales provocan la lluvia. El modificador del clima, ganador del Premio Nobel, Irving Langmuir, y el pionero de la NMP, Bernard Vonnegut, estaban trabajando con humos de aceite de partículas finas durante la Segunda Guerra Mundial. El yoduro de plata descubierto por Vonnegut y utilizado hasta la actualidad en la industria convencional de modificación del clima es el humo de la quema de yoduro de plata. En todos estos casos, al igual que con la hipótesis de las cenizas volantes de carbón, se dice que el humo de algún tipo de incendio causa o se sabe que causa la modificación del clima.

    Los geoingenieros de hoy hablan de cómo las masas estratosféricas de ceniza volcánica arrojadas por un volcán ardiente pueden reflejar la luz solar de regreso al espacio y, por lo tanto, enfriar el planeta, salvándonos del temido calentamiento global. En otras palabras, la ceniza puede lograr la geoingeniería SRM.

    En 1963, el modificador meteorológico Narayan R. Gokhale del Departamento de Ciencias de la Tierra y Atmosféricas de la Universidad Estatal de Nueva York estaba experimentando con cenizas volcánicas como nucleante.

    Aunque las cenizas volantes de carbón se producen con mayor frecuencia en tamaños de partículas mucho más grandes, es posible producir partículas de cenizas volantes de carbón del tamaño adecuado. Lo más probable es que el tamaño adecuado sea del orden de una micra. Diferentes sustancias, si es que pueden usarse como nucleantes, tienen diferentes tamaños óptimos de nucleación. La mayoría de las cenizas tienen un tamaño de nucleación óptimo de alrededor de 1 µ (1 micrón). Por lo tanto, es seguro asumir que las partículas de cenizas volantes de carbón que se utilizarán como parte del Proyecto New Manhattan tienen alrededor de 1 µ de diámetro. Para las partículas de cenizas volantes de carbón, 1 µ es extremadamente pequeño, pero, para lograr el tamaño de partícula adecuado, antes de la combustión, el carbón se puede pulverizar finamente. Se sabe que esto produce partículas de cenizas volantes de carbón mucho más pequeñas. El carbón preparado para la combustión en centrales eléctricas de carbón no suele pulverizarse finamente. Es un paso adicional y un costo adicional. Por lo tanto, una planta de energía de carbón pulverizando finamente su carbón antes de la combustión puede ser una indicación de que las cenizas volantes resultantes se utilizarán como parte del Proyecto New Manhattan.

    Los diferentes elementos que componen las cenizas volantes de carbón del Proyecto New Manhattan pueden tener diferentes propósitos. El aluminio se ha utilizado ampliamente como nucleante. El silicio (que se presenta abundantemente en las cenizas volantes de carbón) también lo tiene. Como se señaló anteriormente, el hierro puede servir como la broca que es manipulada por la energía electromagnética aplicada, ya que el hierro es un metal altamente magnético. El bario y el estroncio pueden servir como trazadores atmosféricos. Se tiene constancia de que los geoingenieros utilizan pequeñas partículas radiactivas, monitoreadas por satélites y computadoras, para rastrear los movimientos atmosféricos. Tanto el bario como el estroncio pueden ser radiactivos de forma natural.

    Conclusiones

    La evidencia de que las cenizas volantes de carbón son un rociado de estelas químicas común sigue y sigue.

    El Primer Simposio Internacional de Utilización de Cenizas Volantes de Carbón y Marvin Herndon mencionan cómo el óxido de hierro en las cenizas volantes las hace de un color marrón. Su autor ha observado que el spray chemtrail tiene un tinte marrón.

    Muchas, si no todas, las cosas con las que los geoingenieros dicen que quieren rociarnos están en cenizas volantes de carbón como sílice, sulfatos, sales y aluminio.

    El uso de cenizas volantes de carbón como estelas químicas tiene un precedente en el sentido de que es análogo a la fluoración del agua. Lo que nuestro distrito de agua local llama «fluoruro» no es el fluoruro que la mayoría de la gente cree que es. Lo que se pone en el agua es un producto de desecho industrial llamado ácido hidrofluosilícico que, si la población no se viera obligada a ingerirlo, resultaría caro deshacerse de él. En cambio, los gobiernos corruptos pagan para que sea consumido por el público desprevenido. ¿Te suena familiar?

    A los detractores de Marvin Herndon (los cómplices) les gusta afirmar que, debido a que dos de sus ocho artículos de revistas anti-geoingeniería han sido retractados, el buen doctor está desacreditado. Estas retractaciones fueron decisiones políticas, no científicas. Herndon dice que las revistas involucradas violaron códigos de conducta por un lado y por el otro. Dice que estas revistas ( International Journal of Environmental Research and Public Health y Frontiers in Public Health ) tienen problemas internos que deben resolverse. Dice que está persiguiendo el problema, no huyendo de él.

    ¿No sería oportuno si la revelación de que las estelas químicas son cenizas volantes de carbón termina siendo lo que lleva a volar por completo la cubierta del Proyecto y las subsiguientes detenciones masivas de los pulverizadores de estelas químicas? Eso sería usar el arma del enemigo contra él ahora, ¿no es así? Con lo que nos agredieron físicamente, podemos agredirlos metafísicamente. Ahí es donde entra usted, el lector. Por favor, ponga esta información en la garganta del establecimiento difundiéndola por todas partes.

    Muerte al Nuevo Orden Mundial. Que la espada llameante de la lógica y la verdad los derribe porque son enemigos de ambos.

    Notas (en orden de aparición)

    – “Envenenamiento por aluminio de la humanidad y la biota de la Tierra por actividad de geoingeniería clandestina: implicaciones para la India”, un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en Current Science el 25 de junio de 2015, vol. 108, no. 12

    – “Evidencia de geoingeniería química tóxica de carbón-cenizas volantes en la troposfera: consecuencias para la salud pública” un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en la Revista Internacional de Investigación Ambiental y Salud Pública el 11 de agosto de 2015

    – “Obtención de evidencia del contenido de cenizas volantes de carbón en la modificación del clima (geoingeniería) mediante análisis de agua de lluvia y sustancias sólidas después de la pulverización de aerosoles”, un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en el Indian Journal of Scientific Research and Technology , febrero de 2016

    – “Peligros humanos y ambientales planteados por partículas en aerosol en aerosol de la troposfera global en curso para la modificación del clima” un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en Frontiers in Public Health , 30 de junio de 2016

    – «Consecuencias agrícolas adversas de la modificación del clima» un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en el Journal of Agricultural Science , 2016, 38 (3): p213-221

    – “An Indication of Intentional Efforts to Cause Global Warming and Glacier Melting”, un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en el Journal of Geography, Environment and Earth Science International , 29 de enero de 2017

    – “Más pruebas de la utilización de cenizas volantes de carbón en la geoingeniería troposférica: implicaciones en la salud humana y ambiental” un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en el Journal of Geography, Environment and Earth Science International , 3 de febrero de 2017

    – “Evidencia de producción variable de calor terrestre, cambio climático global no antropogénico y calentamiento global y fusión polar creados por geoingeniería” un artículo de J. Marvin Herndon, publicado en el Journal of Geography, Environment and Earth Science International , 21 de abril de 2017

    – “Utilización de cenizas volantes: Actas: Simposio de la Oficina de Minas del Instituto Edison Electric, la Asociación Nacional del Carbón y la Oficina de Minas, Pittsburgh, Pensilvania, del 14 al 16 de marzo de 1967”, un informe del Departamento del Interior de los Estados Unidos, Oficina de Minas, 1967

    – «Actas del Tercer Simposio Internacional de Utilización de Cenizas», un libro del Departamento del Interior, Oficina de Minas, 1973

    – “Denver Fly Ash Symposium Proceedings”, un libro editado por Edwin R. Dustan, publicado por el Denver Fly Ash Symposium, Inc., 1984

    – “Subproductos de conversión de cenizas volantes y carbón: caracterización, utilización y eliminación I”, un libro editado por Gregory J. McCarthy y Robert J. Lauf, publicado por la Materials Research Society, 1984

    – “Subproductos de conversión de cenizas volantes y carbón: caracterización, utilización y eliminación III”, un libro editado por Gregory J. McCarthy, Fredrik P. Glasser, Della M. Roy y Sidney Diamond, publicado por la Materials Research Society, 1986

    – “Subproductos de conversión de cenizas volantes y carbón: caracterización, utilización y eliminación VI”, un libro editado por Robert L. Day y Fredrik P. Glasser, publicado por la Materials Research Society, 1989

    – “Subproductos de conversión de cenizas volantes y carbón: caracterización, utilización y eliminación IV”, un libro editado por Gregory J. McCarthy, Fredrik P. Glasser, Della M. Roy y Raymond T. Hemmings, publicado por la Materials Research Society, 1987

    – «Química y mineralogía de las cenizas volantes de carbón: base para el uso beneficioso», artículo de Barry E. Scheetz, publicado en la «Regulación estatal de la colocación de subproductos de combustión de carbón en sitios mineros», un informe de la Universidad del Sur de Illinois y los EE. UU. Departamento del Interior, publicado por la Universidad del Sur de Illinois y el Departamento del Interior de los Estados Unidos, 2004

    -Certificado NIST SRM 1633c

    -Certificado NIST SRM 1633a

    -Seventh National Science Foundation Annual Weather Modification Report, 1966

    Enlaces
    peterakirby.com

    YouTube
    https://www.youtube.com/channel/UCiYiGNUiEMcphl3-Z7OCTtA

    Gorjeo
    https://twitter.com/PeterAKirby

    Mentes
    https://www.minds.com/PeterAKirby

    Sitios web

    NuclearPlanet.com
    GeoengineeringWatch.org
    StopSprayingUs.com
    GlobalSkyWatch.com
    ChemtrailsProject.com
    ChemtrailsProjectUK.com
    ChemtrailsPlanet.net

    Peter A. Kirby es un investigador, escritor y activista de San Rafael, CA. Suscríbase a su lista de correo electrónico en su sitio web peterakirby.com .

    Fuente de la noticia en inglés


  • Los implantes Nanobot pronto podrían conectar nuestros cerebros a Internet y darnos una superinteligencia ‘similar a la de Dios’, afirma un científico

    Pequeños robots (ilustrados arriba) que tienen la capacidad de conectar nuestros cerebros directamente a Internet podrían ayudar a dar a los humanos habilidades parecidas a las de Dios, expandiendo nuestra capacidad para las emociones y la creatividad.

    Siguiendo en la misma línea de atar cabos, en este caso la de la intención globalista de controlar a los seres humanos mediante el control cerebral/neuronal através de una inteligencia artificial. Con la excusa de que nos van a hacer más inteligentes podrán tener acceso al interior de nuestros cerebros. Fijáos en el artículo nada más y nada menos que del oficialista diario inglés Dailymail del 2015, traducido al español, que no tiene desperdicio. Algunas perlas del artículo,

    «para la década de 2030, los humanos utilizarán nanobots capaces de acceder a nuestro neocórtex y conectarnos directamente con el mundo que nos rodea.»

    esta capacidad de expandir nuestros cerebros con la información contenida en la nube se combinará con el poder de la inteligencia artificial para hacer que los humanos sean más «parecidos a Dios».

    “Hay belleza, amor, creatividad e inteligencia en el mundo, y todo proviene del neocórtex.

    La inteligencia artificial tiene el potencial de ser tan peligrosa para la humanidad como las armas nucleares, ha afirmado uno de los principales pioneros de la tecnología.

    La noticia traducida al español:

    El cerebro humano podría mejorarse mediante diminutos implantes robóticos que se conectan a redes informáticas basadas en la nube para brindarnos habilidades ‘parecidas a las de Dios’, según un destacado científico informático.

    Ray Kurzweil, un autor e inventor que se describe a sí mismo como un futurista que trabaja en el proyecto de aprendizaje automático de Google, dijo que dicha tecnología podría ser el siguiente paso en la evolución humana.

    Predijo que para la década de 2030, los humanos utilizarán nanobots capaces de acceder a nuestro neocórtex y conectarnos directamente con el mundo que nos rodea.

    Esto permitirá que las personas envíen correos electrónicos y fotos directamente al cerebro de los demás, al mismo tiempo que respaldan nuestros pensamientos y recuerdos.

    compartido

    Hablando en un evento organizado por Singularity University en Moffett Field en California, que él ayudó a fundar y TheWorldPost, Kurzweil dijo que también podrían expandir nuestra capacidad de emociones y creatividad.

    Dijo que esta capacidad de expandir nuestros cerebros con la información contenida en la nube se combinará con el poder de la inteligencia artificial para hacer que los humanos sean más «parecidos a Dios».

    Kurzweil dijo: “Hay belleza, amor, creatividad e inteligencia en el mundo, y todo proviene del neocórtex.

    ‘Vamos a poder expandir el neocórtex y así nos volveremos más parecidos a Dios.

    «Vamos a agregar niveles adicionales de abstracción y crear medios de expresión más profundos para que seamos más musicales, más divertidos, más sexys y mejores en la expresión de sentimientos más amorosos».

    Añadió que es posible que en el futuro se utilice el poder cerebral adicional proporcionado por la nube para multiplicar la inteligencia humana.

    Dijo que en la década de 2030 si conocía al cofundador de Google, Larry Page, por ejemplo, en la calle, la tecnología podría brindarle algo de ayuda.

    Él dijo: ‘Así que estoy caminando, y veo venir a Larry Page, y pienso,’ Será mejor que piense en algo inteligente que decir ‘.

    Pero mis 300 millones de módulos en mi neocorteza no van a ser suficientes. Necesito mil millones en dos segundos.

    «Podré acceder a eso en la nube, al igual que puedo multiplicar la inteligencia con mi teléfono inteligente miles de veces hoy».

    Los científicos que desarrollan nano-máquinas han creado cápsulas de ADN que pueden cambiar su forma en respuesta a ciertas condiciones en el cuerpo y un 'automóvil' molecular que usa bolas de carbono como ruedas (ilustrado)
    Los científicos que desarrollan nano-máquinas han creado cápsulas de ADN que pueden cambiar su forma en respuesta a ciertas condiciones en el cuerpo y un ‘automóvil’ molecular que usa bolas de carbono como ruedas (ilustrado)

    El concepto de que las nanomáquinas se inserten en el cuerpo humano ha existido en la ciencia ficción durante décadas.

    En la serie de televisión Star Trek, se utilizaron diminutos robots moleculares llamados nanitos para ayudar a reparar las células dañadas del cuerpo.

    Kurzeweil dijo que se podrían construir robots similares a partir de ADN e inyectarlos en el cerebro.

    El año pasado, los investigadores inyectaron paquetes de ADN que se desplegarían bajo ciertas condiciones en los cuerpos de las cucarachas.

    El origami de ADN se describió como el primer paso hacia la construcción de robots básicos que realizan operaciones lógicas cuando encuentra una proteína específica, como un 1 o un 0 de un microchip de silicio.

    Cuantos más robots de ADN se inyectan en un animal, mayor complejidad se puede lograr, y los investigadores de la Universidad de Bar Ilan ahora están trabajando para aumentar la ‘potencia informática’ para que compita con las viejas computadoras de 8 bits de la década de 1980 como una Commodore 64 o Atari 800.

    Los científicos de la Universidad de Rice demostraron recientemente un ‘automóvil’ de una sola molécula, que tenía buckybolas de carbono como ruedas y podía controlarse mediante cambios de temperatura.

    El científico informático y autor Ray Kurzweil afirma que los nanobots podrían llevar a los humanos por un camino de evolución completamente nuevo que le dará a nuestra especie nuevos poderes de inteligencia y capacidades emocionales.
    El científico informático y autor Ray Kurzweil afirma que los nanobots podrían llevar a los humanos por un camino de evolución completamente nuevo que le dará a nuestra especie nuevos poderes de inteligencia y capacidades emocionales.

    Sin embargo, algunos científicos han advertido que la efectividad de tales dispositivos será limitada.

    Es probable que la mayoría de las nanomáquinas encuentren un mayor uso como formas de administrar medicamentos a células específicas del cuerpo.

    El profesor James Friend, un ingeniero mecánico de la Universidad de California en San Diego, dijo a TheWorldPost que obtener la aprobación para inyectarlos en humanos puede ser difícil.

    Dijo que sería muy preocupante inyectarte «cosas misteriosas que nadan en la cabeza y dejarlas allí».

    Otros científicos y expertos en tecnología destacados han expresado su temor por el uso cada vez mayor de la inteligencia artificial y han pedido que se apliquen controles más estrictos a su desarrollo.

    Pero Kurzeweil dijo que los nanobots también podrían ayudar a las personas a crear avatares realistas con la ayuda de inteligencia artificial.

    Dijo: En la década de 2030, podremos enviar nanobots al cerebro de las personas vivas y extraer recuerdos de las personas que han fallecido. Entonces realmente puedes hacerlos muy realistas ‘.

    Sin embargo, algunos científicos han advertido que la efectividad de tales dispositivos será limitada.

    Es probable que la mayoría de las nanomáquinas encuentren un mayor uso como formas de administrar medicamentos a células específicas del cuerpo.

    El profesor James Friend, un ingeniero mecánico de la Universidad de California en San Diego, dijo a TheWorldPost que obtener la aprobación para inyectarlos en humanos puede ser difícil.

    Dijo que sería muy preocupante inyectarte «cosas misteriosas que nadan en la cabeza y dejarlas allí».

    Otros científicos y expertos en tecnología destacados han expresado su temor por el uso cada vez mayor de la inteligencia artificial y han pedido que se apliquen controles más estrictos a su desarrollo.

    Pero Kurzeweil dijo que los nanobots también podrían ayudar a las personas a crear avatares realistas con la ayuda de inteligencia artificial.

    Dijo: En la década de 2030, podremos enviar nanobots al cerebro de las personas vivas y extraer recuerdos de las personas que han fallecido. Entonces realmente puedes hacerlos muy realistas ‘.

    INTELIGENCIA ARTIFICIAL ‘TAN PELIGROSA COMO LAS ARMAS NUCLEARES’

    La inteligencia artificial tiene el potencial de ser tan peligrosa para la humanidad como las armas nucleares, ha afirmado uno de los principales pioneros de la tecnología.

    El profesor Stuart Russell, un científico informático que ha dirigido la investigación sobre inteligencia artificial, teme que la humanidad pueda estar «conduciendo por un precipicio» con el rápido desarrollo de la IA.

    Teme que la tecnología pueda ser explotada con demasiada facilidad para que los militares la utilicen en armas, poniéndolas bajo el control de los sistemas de inteligencia artificial.

    Sus puntos de vista se hacen eco de los de personas como Elon Musk, que han advertido recientemente sobre los peligros de la inteligencia artificial.

    El profesor Stephen Hawking también se unió a un grupo de destacados expertos para firmar una carta abierta advirtiendo sobre la necesidad de salvaguardas para garantizar que la IA tenga un impacto positivo en la humanidad.

    El Dr. Stuart Armstrong, del Future of Humanity Institute de la Universidad de Oxford, también ha predicho que los robots inteligentes pronto podrían hacerse cargo de la gestión de los países.

    Él cree que es una carrera contra el tiempo desarrollar salvaguardas en torno a la investigación de inteligencia artificial, antes de que los robots nos burlen.

    El profesor Hawking ha dicho: «El desarrollo de la inteligencia artificial completa podría significar el fin de la raza humana».

    Por Richard Gray para MailOnline

    Publicado: 13:21 BST, 2 de octubre de 2015 | Actualizado: 19:07 BST, 2 de octubre de 2015

    https://www.dailymail.co.uk/sciencetech/article-3257517/Human-2-0-Nanobot-implants-soon-connect-brains-internet-make-super-intelligent-scientist-claims.html

    Un abrazo.

    Mr D.


  • El MIT creó un aerosol nanobot implantable dentro del cuerpo

    Os paso esta noticia de Agosto del 2018, donde empezamos a atar más cabos sueltos con la situación actual de esta falsa pandemia, realmente plandemia, y las campañas de inoculación masiva. La noticia a su vez hace referencia a la noticia original del Instituto Tecnologico de Massachussets (MIT). Quedaros con estos dos datos de cómo está hecho el aerosol, un material 2D (hablan explícitamente del grafeno) y un coloide (partícula o molécula insoluble extremadamente diminuta). ¿os suena de algo en lo que se ha encontrado en algunos viales analizados del covid?

    Noticia traducida al español:

    MIT creó un aerosol nanobot que otorga superpoderes a los objetos tontos

    Es posible que haya renunciado a los aerosoles en la década de 1990, cuando todo el mundo hablaba del agujero en la capa de ozono , pero ahora un equipo de investigadores del MIT ha encontrado un uso para los aerosoles que podría ser bueno tanto para el medio ambiente como para nuestra salud, ya que así como muchas otras cosas además. El aerosol en cuestión contiene nanobots , pequeños sensores robóticos con el potencial de hacer de todo, desde detectar fugas peligrosas en tuberías hasta diagnosticar problemas de salud, y el MIT publicó su investigación en Nature Nanotechnology la otra semana.

    Cada sensor de nanoescala del aerosol contiene dos partes. El primero es un coloide, una partícula o molécula insoluble extremadamente diminuta. Los coloides son tan pequeños que, de hecho, pueden permanecer suspendidos en un líquido o en el aire indefinidamente; la fuerza de las partículas que chocan alrededor de ellos es más fuerte que la fuerza de la gravedad que intenta tirarlos hacia abajo.

    La segunda parte del sensor es un circuito complejo que contiene un detector químico construido a partir de un material 2D, como el grafeno . Cuando este detector encuentra una determinada sustancia química en su entorno, mejora su capacidad para conducir la electricidad. El circuito también contiene un fotodiodo, un dispositivo que puede convertir la luz ambiental en corriente eléctrica. Esto proporciona toda la electricidad necesaria para alimentar la recopilación de datos y la memoria del circuito.

    Los investigadores injertaron sus circuitos en coloides, lo que les dio la capacidad del coloide para viajar en entornos únicos. Una vez combinados, los investigadores «aerosolizaron los nanobots», o en un lenguaje no geek, los convirtieron en forma de aerosol, algo que no sería posible sin la adición del coloide.

    “[Los circuitos] no pueden existir sin un sustrato”, dijo el autor principal del estudio, Michael Strano, en un comunicado de prensa . «Necesitamos injertarlos en las partículas para darles rigidez mecánica y hacerlas lo suficientemente grandes como para que se incorporen al flujo».

    El equipo del MIT ve una serie de usos de diagnóstico potenciales para sus sensores microscópicos pulverizables, en todo, desde la industria aeroespacial hasta la atención médica, y demostró un par de ellos en su estudio. Como ejemplo, diseñaron sus sensores para detectar el químico tóxico amoníaco y luego probaron su capacidad dentro de una sección sellada de tubería. Rociaron los sensores en un lado de una tubería y luego los juntaron en el otro extremo con un trozo de gasa. Cuando examinaron los sensores, pudieron decir que entrarían en contacto con amoníaco según la información almacenada en la memoria de los sensores.

    En el mundo real, esto podría evitar que los inspectores tengan que mirar manualmente un tramo completo de tubería desde el exterior. En cambio, simplemente podían dejar que el aerosol recorriera la longitud de la tubería y luego buscar cualquier dato en su memoria que pudiera indicar un problema, como un encuentro con una sustancia química externa que no debería estar en la tubería, algo que sea ​​bastante útil.

    Como señaló el equipo del MIT en el comunicado de prensa, eventualmente, esta misma tecnología podría ayudar a diagnosticar problemas en el cuerpo humano, por ejemplo, viajando a lo largo de nuestro tracto digestivo, recopilando datos y transmitiéndolos a expertos médicos.

    “Vemos este artículo como la introducción de un nuevo campo [en robótica]”, dijo Strano.

    Noticia en inglés

    Noticia del MIT

    Un abrazo.

    Mr D.


  • «Sistemas portátiles integrados en la piel y biosensores implantables: una revisión completa»

    Os dejo el siguiente artículo científico del 8 de Junio del 2020 sobre el «estado del arte» de los implantes y la problemática que tienen (alimentación, transmisión de datos, etc.). Está en inglés pero podéis hacer una traducción automática en el navegador.

    Fijáos algunas de las cosas que dice:

    «Por ejemplo, Bao y su grupo produjeron películas de nanotubos de carbono de pared simple (SWCNT) transparentes, estirables y conductoras, mediante pulverización y depósito directamente sobre un sustrato de poli (dimetilsiloxano) (PDMS) [ 36 ]. Chang y sus colaboradores prepararon un sensor de presión flexible utilizando nanotubos de carbono alineados verticalmente (VACNT) apoyados por una matriz de PDMS, que mantuvo su flexibilidad estructural tras la compresión repetid»

    «3.2. Biosensores implantables
    Una aplicación interesante e importante de los biosensores es monitorear y medir la actividad dentro del cuerpo humano. Este tipo de sensores se denominan biosensores implantables cuando se introducen parcial o totalmente en el cuerpo humano con el objetivo de permanecer allí durante largos periodos de tiempo de forma mínimamente invasiva.»

    «La forma y las dimensiones finales del biosensor implantable deben ser biocompatibles y bien toleradas por el huésped, para evitar la toxicidad y la inflamación crónica [ 57 ]. «

    «Cuando el biosensor se implanta en el cuerpo humano, inmediatamente habrá bioincrustación; y una reacción biológica negativa como respuesta al propio material extraño conocido como FBR que son los principales responsables de la pérdida de funcionalidad del dispositivo, resultante del trauma / daño tisular y la mala biocompatibilidad de los materiales del sensor. Según muchos artículos de revisión, esta respuesta negativa del cuerpo puede depender de las diversas propiedades del biosensor, que incluyen forma, tamaño, diseño, rugosidad, morfología y porosidad, composición, material de interfaz / dispositivo, esterilización, tiempo de implantación, empaque y degradación «

    «Heo y col. desarrolló un sensor basado en fluorescencia hecho de fibras de hidrogel de poliacrilamida (PAM) unidas con polietilenglicol (PEG), capaz de reducir la inflamación en comparación con las fibras de hidrogel PAM, que permite la respuesta continua a los cambios de concentración de glucosa en sangre durante hasta 140 días. La fibra implantada permanece en el lugar de implantación y transmite señales fluorescentes por vía transdérmica, de acuerdo con la concentración de glucosa, en la sangre, y puede extraerse fácilmente para evitar posibles efectos secundarios «

    «3.3. Fuente de alimentación
    Uno de los desafíos más críticos para el funcionamiento adecuado de los dispositivos médicos implantables activos es la alimentación. El consumo de energía de estos dispositivos es de microvatios a milivatios.
    La alimentación inalámbrica es el método más utilizado y es capaz de producir densidades de potencia de luz elevadas.
    Otro método interesante es recolectar la energía de los procesos fisiológicos o de los movimientos biomecánicos del cuerpo, incluida la vibración debida al movimiento del paciente, la energía vibratoria de la respiración, los movimientos cardíacos / pulmonares, la contracción / relajación muscular o la circulación sanguínea. Los dispositivos implantables que funcionan con energía recolectada tienen una vida útil más prolongada y ofrecen más comodidad y seguridad que los dispositivos convencionales.
    Zebda y col. describieron un diseño original de una celda de biocombustible de glucosa, basada en electrodos de nanotubos de carbono / enzimas, que se implantó con éxito en una rata y producía niveles significativos de energía en un solo lugar.

    Aquí el artículo original en inglés.

    Un abrazo.

    Mr D.


  • Motores de vacío y metodología de Priore: La verdadera ciencia de la Energía-Medicina (Entrega 1)

    Introducción de Mr D

    Voy a comenzar a traducir un artículo científico que encontré hace varios años de mi querido y admirado Tom E. Bearden, ex militar de alto grado norteamericano que tantos años ha dedicado a la investigación y difusión de la llamada «energía libre» y que en este artículo la aplica también en el terreno de la salud. La tradución del artículo la voy a dividir en varia entregas ya que la traducción es bastante laboriosa a parte de por no querer abrumar al lector con tantos nuevos términos.

    Tom E. Bearden

    No se asuste el lector si no entiende completamente todos los términos y explicaciones, esta entrada tiene como objetivo la traducción lo más «amigable» posible de este artículo sin faltar tampoco a la rigurosidad científica que requiere. Con las siguientes entregas se irá describiendo todo con más detalle y el lector podrá relacionar conceptos. Ahora más que nunca necesitamos unificar y relacionar conocimientos que tradicionalmente han pertenecido a distintas áreas, divididas en cátedras en las universidades, pero que el acelerado cambiado en los paradigmas actuales requiere que todo el mundo interesado conozca.

    Quiero destacar que lo que aquí se expone no se estudia (al menos que yo tenga conocimiento) actualmente en las universidades y que por tanto algunos de los conceptos que se introducen son novedosos incluso para el humilde ingeniero de telecomunicaciones que escribe esta entrada. Eso añade aún mayor complejidad al tema a la hora de elejir las mejores palabras para la traducción al español.

    No he tenido tiempo a traducir las referencias a las que se refiere el artículo, por lo que en posibles versiones intentaré traducirlas al español.

    También haré videos explicando este artículo con más detalle deteniéndome en los conceptos que más atención requieren, como es el caso de las señales conjugadas en fase.

    Actualmente, al igual que se puede enfermar por el entorno electromagnético denso en el que vivimos, también es posible curar por su proceso inverso, algo que fue conseguido por Priore en Francia pero que fue completamente silenciado y desmantelado el proyecto. En estos momentos donde la ciencia oficial ha perdido completamente el rumbo y está dirigida por gobiernos e instituciones que en absoluto buscan el bienestar y la salud del ser humano, muy al contrario, se diría que buscan enfermar y tener cada vez más controlado al ser humano, descubrir estos nuevos conceptos y paradigmas en la salud y la energía es algo en que nos puede ir la vida.

    Anomalía de “Bio-Interferencia” y difusión profunda por la contaminación electromagnética

    El bombeo por ondas electromagnéticas o por fuerzas electromagnéticas que varían simultáneamente debido a flujos opuestos de fotones, producirán una probabilidad mucho más alta de mezcla de 4 ondas e interacciones multifotónicas. O de forma más sencilla, esta probabilidad es una función de la densidad de fotón/señal, a través de las líneas señaladas, pero no clarificadas, por Devyatkov et al 56, 57. Por tanto, la contaminación (smog) electromagnética densa, incluso si solo contiene señales extremadamente débiles, incrementa la interacción del tipo de óptica no lineal. Esto permite una penetración profunda anómala y una difusión de señales electromagnéticas débiles especiales debido al aspecto de “bombeo” de la interacción multifotón. Las células no lineales y las partes de las células actúan como espejos de fases conjugadas bombeadas (PPCMs en inglés) cuando son sometidas a las interacciones multifotónicas.

    Figura 11. Efectos de la penetración fotón versus multifotón. Los efectos de la conjugación en fase se vuelven significantes, generando señales resultantes réplicas conjugadas en fase (PCR) que se acoplan y hace retroceder a las señales propias de las células y los tejidos, que penetran por todo el cuerpo con interferencia de cancelación parcial.

    Y lo que es peor, las entradas de señales de ondas a los PPCMs son las señales electromagnéticas normales del propio cuerpo. Por tanto, las señales resultantes réplicas conjugadas en fase (PCR en inglés) de los PPCMs son conjugados en fase superpuestos de las señales normales del cuerpo humano. Esto resulta en (1) un efecto “difusivo” en el cuerpo de las formaciones de PPCM, y (2) la formación de señales muy débiles de “cancelación electromagnética” a través del cuerpo, especialmente dirigidas a las propias señales de control del cuerpo, incluidas las de las células inmaduras de la médula ósea. En la médula ósea, se produce “interferencia de cancelación parcial” (figura 11 y 12) en el control normal y desarrollo de las células del sistema inmune a medida que son creadas. Lentamente se acumulan con el tiempo errores y daños por degradación, durante años. Este daño acumulado en el sistema inmune se combina con otros efectos dañinos debidos a residuos de pesticidas, contaminantes, etc. La degradación combinada resulta en un daño acumulativo a largo plazo sobre el sistema inmune y sus células. El incremento de errores en el funcionamiento del sistema inmune finalmente resulta en la aparición de trastornos del sistema inmune y un incremento en la vulnerabilidad.

    Figura 12. Efectos de la penetración fotón versus multifotón.

    El Síndrome de la Guerra del Golfo

      En entornos electromagnéticos muy densos tales como el de la reciente Guerra del Golfo, los efectos anómalos de la difusión electromagnética y la interferencia de cancelación parcial son dramáticamente acelerados. Los daños celulares y del sistema inmune que requerirían décadas de exposición a niveles de contaminación electromagnética muy débiles se acumularán solamente en pocos meses. A su vez, este acelerado malfuncionamiento del sistema de control celular y el sistema inmune permite los efectos de otros supresores biológicos ya presentes en el cuerpo o encontrados durante el periodo de exposición a entornos de señales densas. Estos supresores aumentados incluyen la degradación debida a la exposición del individuo a la contaminación electromagnética a lo largo de su vida hasta la fecha, ataques de enfermedades de organismos no familiares endémicos en la zona, exposición a humos de quema de petróleo y contaminantes, exposición a rayos ultravioletas de la radiación solar y posiblemente a agentes secretos de guerra biológica. 58Además, con la prisas de proteger a las tropas de posibles ataques químicos y biológicos todos los soldados son administrados un agente nervioso llamado bromuro de piridostigmina. Además, aproximadamente 150.000 son inoculados con la vacuna del ántrax y 8.000 también reciben pinchazos de un tratamiento experimental de la toxina del botulismo. Normalmente para los agentes administrados médicamente, los efectos supresores relativamente bajos sobre el sistema inmune y el cuerpo son seguidos por una rápida recuperación, debido al correcto funcionamiento del sistema inmune y al sistema de control celular. Sin embargo, todos estos tres tratamientos médicos preventivos crean “pequeños casos de enfermedad” en el cuerpo normal. 60 En otras palabras, se crea un nivel bajo de enfermedad en el paciente. Además, incluso después de la aparente “recuperación inicial”, habrá ahora un periodo latente mucho más largo “aparentemente sano” durante el cual permanecen patrones de motor de vacío para la enfermedad hasta que finalmente hayan decaído. En un entorno de señales densas sostenido, este período de “decadencia” puede ser dramáticamente extendido o nunca ocurrir. De hecho la enfermedad puede progresar del estado de motor de vacío al estado físico de bajo nivel y de ahí a un síndrome completamente desarrollado.

    Así que introducimos el concepto de nivel relativo de enfermedad. Inicialmente, la enfermedad y/o sus patrones de motor de vacío están en el cuerpo. Un nivel bajo o ausencia de enfermedad, tal y como normalmente pensamos en ello, es con respecto al nivel alto de enfermedad (el completo y desarrollado estado de la enfermedad). Un nivel de enfermedad es “bajo” por la habilidad del sistema inmunológico de luchar con ella, sobreponerse y reducirla a un estado de “pre-enfermedad”. Y la habilidad del sistema de control celular de finalmente deshacerse de los patrones de motor de vacío de enfermedad, reteniendo solamente anticuerpos contra su reinvasión. Cuando la enfermedad no está físicamente presente, de acuerdo a los estándares médicos convencionales, pero no obstante los patrones de vacío están presentes y todavía no se han ido, nos referiremos a ese estado como el estado de sombra de la enfermedad. El sistema de control celular combate principalmente este estado 61.

    Si el sistema inmune y el sistema de control celular están dañados, un estado de sombra de la enfermedad puede desarrollarse gradualmente hasta un “nivel bajo” de enfermedad, después a un nivel más alto y llegar a ser serio o incluso amenazar con la muerte.  Esto es verdad cuando convencionalmente la enfermedad está físicamente ausente pero su estado de sombra está todavía presente y no puede ser eliminado por el sistema de control celular, como fue claramente mostrado por los experimentos de Kaznacheyev. 62, 63 Hay que señalar que el sistema de control celular también trabaja con los estados de sombra de las enfermedades. En el estado normal de “libre de enfermedad” el sistema de control celular continuamente trata de forma exitosa con las enfermedades incidentes, superándolas en el nivel del estado de sombra. Su proceso de eliminación continua de los residuos del estado de sombra se plantea como hipótesis de ser una versión de la conjugación en fase ligeramente amplificada del nivel del estado de sombra del motor de vacío. 

       En el modelo que estamos adelantando, la entrada y desarrollo de la enfermedad ocurre sucesivamente, primero creando su estado de sombra y manteniéndolo de forma exitosa a pesar de los esfuerzos de la conjugación en fase por parte del sistema de control celular. Segundo, rompiendo el umbral de cambios físicos de tal forma que al menos aparecen indicadores físicos de la lucha del ahora involucrado sistema inmune. Tercero, progresa hasta que la medicina convencional reconoce un “nivel bajo de enfermedad o infección”. Cuarto, aumenta hasta que es reconocido convencionalmente como “enfermedad desarrollada o infección”. Quinto, aumenta hasta que la enfermedad es grave e incluso amenaza a la vida. Sexto, aumenta hasta que el paciente no puede por más tiempo sostener la vida y muere. Anotamos que la mejor medicina preventiva debería ser practicada en el nivel de sombra de infección. El enfoque terapéutico de Priore es capaz de hacer eso. 64     

    En la exposición “normal” (¡si se puede usar tal adjetivo!) sostenida de “radiación electromagnética débil”, el estado de sombra puede durar varios años o incluso varias décadas, antes de una degradación suficientemente acumulada del sistema de control celular y del sistema inmunológico para permitir la aparición física de la enfermedad. Para entornos de contaminación electromagnética más densos, como el que existía en la Guerra del Golfo, el proceso de incubación en sombra se acorta mucho, así como el tiempo que transcurre de un estado a otro estado superior de la enfermedad o trastorno.

    En otras palabras, en un ambiente denso pero débil de contaminación electromagnética, la recuperación de las “enfermedades menores” que realmente se administraron como parte de la vacunación inicial y la medicina preventiva se alterará sustancialmente debido al daño acelerado en el sistema inmune y el sistema de control celular.

    La degradación de los sistemas inmune/control celular puede ser lo suficientemente rápida como para que la enfermedad comience a aumentar desde el estado de sombra hacia niveles más altos, en vez de reducirse y ser eliminada por los sistemas de control celular / inmune.

    En consecuencia, los participantes de la Guerra del Golfo se vieron empujados a una situación nueva y única: la segunda fase (estado de sombra) de descomposición de las “enfermedades menores” creadas en el cuerpo al recibir los tres medicamentos preventivos fue interferida por la niebla electromagnética. Debido a la variación individual en la experiencia de daños acumulados del pasado, los sistemas de control celular / inmune variaban de soldado a soldado. El entorno de contaminación electromagnética variaba en densidad e intensidad de un lugar a otro, y de un momento a otro. Por tanto, el grado de interferencia variaba de un soldado a otro debido a, uno, la variación de la degradación en el pasado del sistema de control / inmune, dos, la variación de la exposición a la contaminación electromagnética y, tres, la variación de la exposición a otros supresores. Una curva de distribución en forma de campana sería el resultado de la interferencia neta a la funcionalidad del sistema de control celular / inmune, cuando a los soldados se les toma en un mismo grupo.  Algunos tuvieron un ascenso sostenido y más rápido hacia una enfermedad física real en vez de un decaimiento, y han tenido tiempo suficiente para desarrollar la enfermedad física.  Cuando las exposiciones individuales adicionales se tienen en cuenta, debería haber esencialmente tres grandes grupos: uno que haya sufrido un daño relativamente menor, otro que haya sufrido más daño, donde los efectos evidentes comenzarán a aparecer en los siguientes años, y el tercero con daños mayores, donde los efectos excesivos comienzan a aparecer mientras aún se encuentran en la región del Golfo o en varios meses después de regresar.

    Por tanto, muchos de los Veteranos de la Guerra del Golfo del grupo tres desarrollaron infecciones anómalas y trastornos del sistema inmunológico poco después de regresar de tal exposión que aceleraba los daños, lo que resultó en el misterioso síndrome de la Guerra del Golfo. La ciencia médica convencional reconocerá, y ha reconocido, la evidente fase tres del síndrome de la enfermedad física, pero su causa y su tratamiento eficaz permanecen y seguirán siendo misterios médicos. La ciencia médica convencional fallará por completo en reconocer los casos de los grupos uno y dos, y los etiquetará como debidos al envejecimiento, el estrés mental o el aumento ordinario de enfermedades de los sesenta.

    El síndrome ha involucrado el proceso de “difusión anómala de la contaminación electromagnética”, como se explicó anteriormente. Puede exhibir, y en muchos casos exhibirá, ciertas diferencias distintivas de las enfermedades normales. La genética de la víctima se ve afectada y, por lo tanto, se ve alterada por la transcripción inducida68 para llevar al menos una parte del “patrón del síndrome”. El semen, los óvulos, la saliva y la sangre se verán particularmente afectados. Una mujer puede quejarse de que los fluidos corporales de su marido ahora le irritan su piel incluso produciendo sensación de quemazón. Los niños concebidos y nacidos pueden sufrir el síndrome, o uno o más aspectos del mismo.69 El patrón del síndrome se puede transmitir mediante el intercambio de fluidos corporales, por lo que las mujeres también pueden contraer el síndrome y desarrollar la enfermedad de sus maridos.70

    Referencias:

    Explore! Volumen 6, Número 1, 1995. Tom E. Bearden